Saltar la navegación

Érase una vez... un estuche

Una de las primeras cosas que hacemos al empezar el curso es comprar o preparar todo el material escolar que vamos a utilizar. Tijeras, estuches, bolígrafos, reglas, cuadernos... Un montón de objetos que utilizamos para trabajar en el aula y en nuestras casas. 

¡Es sorprendente ver de qué materiales tan diferentes están hechos! Los hay de metal, de papel, de cartón, de plástico... Otros, como el lápiz o el bolígrafo, están hechos de más de un material. 

Lápices, gomas de borrar, reglas, calculadoras... ¿Cuál será la historia de cada uno de estos elementos que usamos todos los días? ¿Cómo se fabricarán? ¿Dónde? Vamos a conocer el "viaje" que realizan desde que son un trozo de mineral o de árbol hasta que los encontramos en las tiendas.

En esta secuencia didáctica vamos a trabajar con nuestros materiales escolares para escribir y publicar la historia completa de uno de ellos. Para hacer esta investigación trabajaremos en equipos cooperativos que organizaremos siguiendo las indicaciones del apartado: "¡Juntos podemos ser extraordinarios!"

¿Os habéis preguntado cuál será el origen de cada objeto que hay en nuestro estuche? ¿O de dónde se sacará la materia prima para hacerlos? ¿Habéis pensado si se pueden reciclar cuando ya no los usemos? Antes de comenzar el curso y comprar el estuche, las pinturas, los lápices... ¿Pensamos si todos los que nos gustan son adecuados, si son tóxicos, o si para hacerlos se ha contaminado una región del planeta?

Este proyecto nos ayudará a responder estas y otras muchas preguntas acerca de objetos con los que trabajamos todos los días.

¡Juntos podemos ser extraordinarios!

Algunas tareas de esta secuencia las realizaremos de forma individual pero para llevar a cabo la mayoría de ellas es necesario que trabajemos en equipos. Trabajar en equipo no es "sentarnos con otros tres o cuatro compañeros o compañeras y repartirnos la tarea". Para ser un equipo (como los equipos deportivos) es necesario que tengamos claras estas ideas:

  • Los equipos tienen un objetivo: que todos y todas aprendamos (más y mejor) juntos.
  • Todos los miembros de un equipo tienen habilidades especiales. Todos y todas somos necesarios.
  • Los acuerdos los tomamos por consenso.
  • Cada miembro del equipo tiene un rol. Por ejemplo, uno puede ser el portavoz, otro el responsable del material, otro el buscador de información... Estos roles rotan entre los miembros, esto es, en una tarea o dos tendremos el mismo rol pero en otras asumiremos otro. Así todos y todas conoceremos en qué consiste cada uno.
  • Cada rol tiene una responsabilidad que debemos cumplir (se puede escribir y firmar ese compromiso) porque de ello dependerá el éxito de todos los miembros.
  • En las tareas que realizaremos habrá una evaluación del trabajo del equipo y otra para cada uno de los miembros.

Si no estamos acostumbrados a trabajar así podemos preguntar al profesor o profesora que nos ayudará a ir avanzando y mejorando en este importante aprendizaje. Porque aprender a vivir juntos y aprender unos de otros es muy importante.

Durante toda esta secuencia perteneceremos a un "equipo de trabajo". Podemos ponernos un nombre de equipo e incluso hacer un logo o dibujo que nos represente.

Proyecto EDIA. REA para Primaria. CeDeC

Obra publicada con Licencia Creative Commons Reconocimiento Compartir igual 4.0